El sabor potente de la sardina pide vinos, especialmente blancos, con cuerpo, vinos salinos, vinos minerales o espumosos.

CONTENIDO RESTRINGIDO

Este contenido es exclusivo para IE Business School.
Por favor, para poder visualizar el contenido.